Cuando el peligro nace de Nada

El pesimismo es un juego seguro. Así no puedes perder nunca, sólo puedes ganar. Es el único punto de vista desde el que nunca te sentirás decepcionado.
Thomas Hardy

Para Janne Teller (Dinamarca, 1964) negociar el desarme con un “señor de la guerra” en Mozambique era un trabajo contradictorio. Como diplomática de las Naciones Unidas estaba obligada a buscar la paz, pero no la justicia: la única forma de lograr que el grupo armado dejara las armas dependía de asegurar el perdón a los asesinos y violadores.

Para la jovencísima diplomática, aquel trabajo era ciertamente apasionante, pero agotador y desgastante. Buscó refugio en la poesía. Principalmente en la de Thomas Hardy. Un amigo le había regalado un libro del poeta y se acostumbró a recitar de memoria los versos del autor británico, mientras se dirigía a los campamentos de los grupos armados, como una medicina para afrontar sus obligaciones.

Años más tarde, decidió abandonar su trabajo. Como diplomática aprendió que para comprender el sufrimiento había que meterse en la piel de los otros, pero se dio cuenta que al escribir le sucedía exactamente lo mismo.

Después de publicar la novela La isla de Odín (1999), su editor le pidió que escribiera una novela juvenil. Su primera respuesta fue negativa, se sentía incapaz de escribir algo dirigido exclusivamente a los jóvenes. Hasta que poco tiempo después vinieron a su cabeza cuatro frases que se convirtieron en el primer capítulo de la novela.

Nada importa.
Hace mucho que lo sé.
Así que no merece la pena hacer nada.
Eso acabo de descubrirlo.

El resto de la obra la escribió en apenas tres meses.

Cuando entregó la novela a su editor, se encontró con la sorpresa de que éste, después de leerla, se negaba a publicarla. Buscó otras opciones editoriales, hasta que por fin Nada fue publicado en Dinamarca en el año 2000.

Al poco tiempo comenzaba la polémica. Nada fue rechazado por ciertos sectores de la sociedad danesa. Cuando la novela apareció en Noruega, en una parte del país pidieron que se prohibiera su lectura. Lo mismo sucedió en algunas regiones de Francia. De forma paralela, el libro recibía todo tipo de reconocimientos, como el Premio al Mejor Libro en 2001, concedido por el Ministerio de Cultura Danés; el Premio LIBBYLIT a la Mejor Novela del ámbito francófono y, cuando llegó a Alemania en el año 2010, el periódico DIE ZEIT lo consideró el mejor libro del año.

El rechazo y los premios tienen un mismo origen: el perturbador contenido de la novela. Al leer Nada, el lector se encontrará con personajes un tanto estereotipados, pero que sirven perfectamente para el cometido de la autora: reflexionar por un momento y preguntarse qué tiene significado para nuestra vida y por el significado de la vida misma.

Nada es una obra extrañamente sencilla, sin grandes vuelcos narrativos ni con una prosa que destaque de cualquier otra, pero con pasajes de gran dureza que van desde exhumaciones de niños hasta crucifijos defecados y una escena final que inevitablemente evoca una sonrisita perversa que ha sacudido a varias conciencias a lo largo y ancho de Europa, principalmente adultas, pues la autora asegura que su libro ha encontrado una gran aceptación entre los lectores jóvenes.

La polémica del libro ha tomado a Teller por sorpresa (aunque se ha beneficiado para la promoción del mismo), pues asegura que lo único que pretendía era contar aquella historia que nació de esas cuatro frases, las cuales han sido observadas como un gran peligro por algunas personas, quienes quizá no han tenido la valentía de enfrentarse a preguntas vitales como las que se hizo una joven diplomática cuando concedió el perdón a una banda de asesinos y violadores.

Teller, Janne. Nada. Seix Barral. Barcelona, 2011

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s